¡Tengo un bulto en el talón!

Los pacientes acuden a consulta alarmados por un bulto en el talón, en ocasiones bastante prominente. Ha esto se le llama Hadglund y su síntoma principal es la inflamación y el dolor, característico al levantarse de la cama y que aumenta tras caminar o correr entre otras cosas, por el roce con el calzado. Esto puede resultar a las personas que practican deportes como la carrera o el triathlón muy incapacitante.

Existen ciertos factores que pueden predisponer a que un Hadglund aparezca :

-Pie Cavo.

-Talón  muy supinado «que pisa mucho por el lado externo», en la fase inicial de contacto de talón.

-Acortamiento cadena muscular posterior: Isquiotibiales y gemelos.

En estas circunstancias, el tendón de Aquiles se ve tensionado, lo que provoca una tracción que:

-Comprime la bursa retroaquílea contra el hueso, irritándola e inflamándola.

-Puede provocar tendinitis Aquílea insercional.

-Pueden aparecer pequeños «arrancamientos» en la inserción del tendón de Aquiles.

-Pueden aparecer exóstosis.

                                                    Foto de exóstosis en el calcáneo en paciente con Hadglund

El diagnóstico se realiza  mediante estudio biomecánico de la pisada para indagar en el origen de la patología y  la exploración clínica. Con las imágenes de diagnóstico como la ecografía, podremos ver la bursa y el estado del tendón de Aquiles. Mediante la radiografía se podrá explorar la ubicación y tamaño de la exóstosis del calcáneo.

El tratamiento dependerá de la fase en la que se encuentre la lesión, e intentando siempre, partir de medidas no invasivas como puedan ser:

-Cambio de calzado.

-Plantillas ortopédicas a medida.

-Estiramientos de la cadena muscular posterior: isquiotibiales y gemelos.

-Ultrasonidos  y baños de corriente galvánica ,para la inflamación de la bursa.

El siguiente escalón en el tratamiento contemplaría medidas un poco más cruentas como las infiltraciones ecoguiadas de la bursa inflamada y electrólisis percutánea ecoguiada en el tendón. Si con estos tratamientos el dolor persistiera, la cirugía sería el tratamiento final, sin olvidar , que si el origen de la patología es biomecánico, ambos tratamientos, tanto el quirúrgico como la plantilla, han de ir de la mano.

El Hadglund es una patología «muy visible» por el bulto que presentan los pacientes, pero no se trata sólo de esto. Por ello es imprescindible realizar una buena exploración y determinar que hay tras «el bulto», para así aplicar un tratamiento efectivo.

 

 

 

 

 

 

 

 


CONTACTE CON NOSOTROS



Dirección: Calle Nte., 2, 45217 Ugena, Toledo.

Teléfono: 925 53 37 21

Email: [email protected]

NOVEDADES